Mes de maría. Primera semana.

Iniciamos el mes de mayo. En este mes vamos a tener presente a María y junto a ella a todas las madres. La Iglesia dedica este mes a nuestra Madre, la Madre de Jesús. Hemos pensado en ir conociendo la vida de María a través de un relato en primera persona basado en los acontecimientos importantes de su historia. Este tipo de carta” va acompañado de citas del Evangelio y canciones para reflexionar.  Esperamos que nos sirva a todos para seguir creciendo con Ella, para Ser con Ella. Gracias Madre por decir Sí. Por tu valentía, decisión, Amor… por todo lo que nos das.

Dia 2 de mayo

Hola soy María, sí María la madre de Jesús. Quiero compartir contigo los momentos más importantes de mi Vida. Aunque ocurrieron hace mucho tiempo siguen de actualidad hoy.

Primero me presento. Soy María y nací en Nazaret hace más de 2000 años. Mis padres se llamaban Joaquín y Ana. En aquel tiempo no era como ahora. En aquellos días la situación, manera de pensar y costumbres eran otras. Bueno… pensando bien, en algunas partes del mundo siguen siendo parecidas… Las mujeres y los niños/as no contábamos mucho. No teníamos agua corriente, luz, no había coches ni nada por estilo. Para familias sencillas como la mía la vida era tranquila aunque requería mucho trabajo y esfuerzo. 

Así crecí hasta que cumplí unos 16 años… Ahí la historia empezó a cambiar … pero eso lo sabremos mañana. Hoy os invito a escuchar y bailar estas canciones. Encantada de conoceros. Nos vemos por aquí mañana.

Recomendada para alumnos/as de Infantil hasta 3º de Primaria

Recomendada para alumnos/as de 4º de Primaria en adelante.

Día 3 de mayo

Hoy seguimos con mi historia: Recuerdo perfectamente el día en que llegó Gabriel. Sí, Gabriel. Así se llamaba el ángel que Dios me mandó para pedirme algo muy muy importante. ¿Cómo fue? Aquí tenéis la historia al completo.

Si queréis saber cual fue mi respuesta  podéis escuchar la canción y leer la lectura del Evangelio.

Para Infantil hasta 3º o 4º de Primaria

Para 4º de Primaria en adelante

+ Lectura del santo evangelio según san Lucas 1, 26-38

En el mes sexto, el ángel Gabriel fue enviado por Dios a una ciudad de Galilea llamada Nazaret, a una virgen desposada con un hombre llamado José, de la casa de David; el nombre de la virgen era María. El ángel, entrando en su presencia, dijo: «Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo». Ella se turbó grandemente ante estas palabras y se preguntaba qué saludo era aquel. El ángel le dijo: «No temas, María, porque has encontrado gracia ante Dios. Concebirás en tu vientre y darás a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús. Será grande, se llamará Hijo del Altísimo, el Señor Dios le dará el trono de David, su padre; reinará sobre la casa de Jacob para siempre, y su reino no tendrá fin». Y María dijo al ángel: «¿Cómo será eso, pues no conozco varón?». El ángel le contestó: «El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y la fuerza del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el Santo que va a nacer será llamado Hijo de Dios. También tu pariente Isabel ha concebido un hijo en su vejez, y ya está de seis meses la que llamaban estéril, porque para Dios nada hay imposible». María contestó: «He aquí la esclava del Señor; hágase en mí según tu palabra». Y el ángel se retiró.

Palabra del Señor

Efectivamente dije Sí. Sabiendo que esa respuesta iba a llevar mucho riesgo. No fue fácil, aun así, tuve Confianza. Sabía que Ël siempre iba a estar ahí.

Día 4 de mayo

Hacemos un paréntesis en la historia de María para reflexionar sobre el Evangelio del Domingo.

Reomendada para alumnos/as de Infantil hasta 3º o 4º de Primaria

Recomendada para alumnos/as de 4º de Primaria en adelante.

 

Lectura del Santo Evangelio según San Juan 15, 9-17

En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos:
–Como el Padre me ha amado, así os he amado yo; permaneced en mi amor. Si guardáis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor; lo mismo que yo he guardado los mandamientos de mi Padre y permanezco en su amor. Os he hablado de esto para que mi alegría esté en vosotros, y vuestra alegría llegue a plenitud.
Este es mi mandamiento: que os améis unos a otros como yo os he amado. Nadie tiene amor más grande que el que da la vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando.
Ya no os llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su señor: a vosotros os llamo amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre os lo he dado a conocer. No sois vosotros los que me habéis elegido, soy yo quien os he elegido; y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y vuestro fruto dure.De modo que lo que pidáis al Padre en mi nombre, os lo dé. Esto os mando: que os améis unos a otros.

Palabra del Señor

Comparte
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

¿Tienes alguna consulta?

Admisiones
Horario secretaría
Horario secretaría